Diluyentes de sangre natural que previenen los coágulos de sangre

Diluyentes de sangre natural que previenen los coágulos de sangre, los médicos recetan anticoagulantes por muchas razones. Puede deberse a que padece un corazón o enfermedad cardiovascular, un ritmo cardíaco anormal llamado fibrilación auricular o un defecto cardíaco congénito. O tal vez haya tenido un reemplazo de la válvula cardíaca o corra el riesgo de que se formen coágulos de sangre después de la cirugía.

Los anticoagulantes son medicamentos que previenen la formación de coágulos sanguíneos y ayudan a que la sangre fluya sin problemas a través de sus venas y arterias.

Como su nombre indica, estos medicamentos recetados en realidad no diluyen la sangre ni disgregan los coágulos. Estos medicamentos ayudan a evitar que la sangre se vuelva más gruesa y forme nuevos coágulos. También pueden retrasar el crecimiento de los existentes, reduciendo así el riesgo de coágulos peligrosos.

Aunque los anticoagulantes son útiles de muchas maneras, también pueden causar efectos secundarios en algunas personas. El sangrado excesivo es la reacción más común y puede ocurrir de varias maneras, incluyendo períodos abundantes, orina o heces con sangre o descoloridas, hemorragias nasales, encías sangrantes y sangrado prolongado por un corte.

Un estudio de 2014 publicado en PLoS ONE encontró que un anticoagulante comúnmente recetado para prevenir los coágulos de sangre después de un reemplazo de cadera o rodilla se asocia con un mayor riesgo de hemorragia o infección postoperatoria.

Algunos otros posibles efectos secundarios incluyen mareos, debilidad muscular, pérdida de cabello y erupciones cutáneas. Los anticoagulantes se deben tomar según lo sugerido por su médico o pueden tener consecuencias graves.

Para estar seguro y reducir el riesgo de coágulos de sangre, siempre puede probar algunos alimentos y hierbas que son anticoagulantes naturales y pueden ayudar a evitar la coagulación de la sangre.

Precaución: Los alimentos y hierbas anticoagulantes no deben usarse como sustitutos de los medicamentos anticoagulantes recetados.

Además, algunos alimentos y hierbas naturales que diluyen la sangre podrían interactuar con los medicamentos recetados. Consulte a su médico para determinar qué es lo mejor para usted.

Éstos son algunos de los mejores anticoagulantes naturales para prevenir los coágulos de sangre.

1. Jengibre

El jengibre es una hierba que efectivamente puede ayudar a reducir la coagulación de la sangre. También puede prevenir nuevos coágulos y reducir el riesgo de un derrame cerebral. Además, promueve la circulación sanguínea saludable en todo el cuerpo.

Un estudio de 2002 publicado en Prostaglandinas, leucotrienos y ácidos grasos esenciales sugiere que el jengibre podría usarse como un agente reductor del colesterol, antitrombótico y antiinflamatorio.

Tanto el jengibre seco como los extractos crudos de jengibre pueden reducir la formación de coágulos sanguíneos.

  • Agregue el jengibre a cualquiera de sus jugos, caldos o platos cocinados para disfrutar de sus inmensos beneficios para la salud.
  • Además, puede beber 2 o 3 tazas de té de jengibre todos los días. Para preparar el té, hierva unas rodajas de raíz de jengibre fresco en 1 taza de agua, luego déjelo reposar durante 5 minutos. Colar el té Puede agregar un poco de jugo de limón y miel para el gusto.

2. Cúrcuma

La cúrcuma es mejor conocida como hierba antiinflamatoria natural, pero también funciona como anticoagulante natural. Esto sucede principalmente debido a su contenido de curcumina.

La curcumina puede ayudar a evitar que sus plaquetas se agrupen y formen coágulos.

Un estudio de 2012 publicado en BMB Reports sugiere que la curcumina y su derivado (bisdemetoxicurcumina, BDMC) poseen actividades antitrombóticas y que el consumo diario de curry spice cúrcuma podría ayudar a mantener el estado anticoagulante.

  • Agregue cúrcuma en polvo para té, curry, ensaladas y otras comidas. Además, puede beber un vaso de leche de cúrcuma diariamente antes de acostarse.
  • Si toma un suplemento, consulte primero con su médico para la dosis correcta.

Precaución: Si está tomando warfarina (Coumadin), no use remedios de cúrcuma.

3. Ajo

El ajo es bueno para la salud de su corazón y es incluso más beneficioso si tiene un mayor riesgo de tener coágulos de sangre.

Los compuestos que contienen azufre como la adenosina, la alicina y los polisulfuros parafínicos en el ajo actúan como anticoagulantes.

El ajo también puede reducir los niveles de colesterol y triglicéridos en la sangre, lo que a su vez puede reducir el riesgo de formación de placa y ataques cardíacos.

Un estudio de 1991 publicado en el Journal of Postgraduate Medicine descubrió que el ajo puede ser un agente útil en la prevención del fenómeno tromboembólico.

Más tarde, un estudio de 2011 publicado en la Revista Iraní de Oncología Hematológica Pediátrica informó sobre la actividad fibrinolítica del extracto de ajo a diferentes concentraciones y factores de tiempo, encontrando que la concentración mínima y el tiempo máximo mostraron el mejor resultado.

  • Coma 2 o 3 dientes de ajo crudos con el estómago vacío todos los días.
  • También puede tomar suplementos de ajo, pero solo después de consultar a su médico.

Cómo prevenir y tratar la osteoartritis en las manos

Cómo prevenir y tratar la osteoartritis en las manos, la osteoartritis (OA) es una enfermedad articular degenerativa que comúnmente afecta las articulaciones de las manos.

La causa exacta de la osteoartritis es desconocida. Sin embargo, está claro que la condición se desarrolla debido al desgaste de las articulaciones. Al igual que todas las articulaciones, las de las muñecas y las manos están protegidas por el cartílago, que puede desgastarse con el tiempo y provocar osteoartritis.

Los factores más comunes asociados con la osteoartritis incluyen envejecimiento, movimientos articulares repetitivos y trauma. También es más frecuente entre las mujeres que entre los hombres.

Un estudio de 2011 publicado en la revista Annals of the Rheumatic Diseases informa que las mujeres son más propensas a la osteoartritis de la mano sintomática y erosiva. Con una población que envejece, el impacto de la osteoartritis de la mano aumentará aún más.

La genética también puede ser un factor en el desarrollo de la osteoartritis en las manos.

La afección puede causar dolor con el movimiento o en reposo, hinchazón de las articulaciones, rigidez de las articulaciones, deformidad articular, debilidad y pérdida de la masa muscular, y pérdida del funcionamiento de las articulaciones y los músculos.

Un estudio de 2002 publicado en el American Journal of Epidemiology sugiere que la osteoartritis de mano sintomática es una enfermedad común entre los ancianos y con frecuencia perjudica el funcionamiento de la mano.

Los síntomas de la artritis en las manos difieren de persona a persona. Mucho depende de las articulaciones específicas afectadas. La artritis de la mano es común en la muñeca, la articulación basilar que conecta el pulgar y la muñeca, las articulaciones cerca de la punta de los dedos (articulaciones DIP) y los nudillos medios de los dedos (articulaciones PIP) .

Si tiene un alto riesgo de desarrollar osteoartritis de las manos o incluso de padecerla, existen muchas formas de prevenir la degeneración articular y controlar los síntomas.

Estas son las 10 mejores formas de prevenir y tratar la osteoartritis en las manos.

1. Terapia caliente y fría

Puede usar compresas tanto calientes como frías para controlar el dolor en las articulaciones debido a la osteoartritis en las manos.

La compresa caliente ayudará a reducir el dolor y la rigidez, mientras que la compresa fría disminuirá la hinchazón y la inflamación.

  1. Prepare una compresa caliente envolviendo una botella de agua caliente en una toalla fina.
  2. Haga una compresa fría poniendo unos cubitos de hielo en una bolsita grande y envuélvala en una toalla fina.
  3. Coloque la compresa caliente sobre las articulaciones afectadas durante 2 minutos.
  4. Reemplácela con la compresa fría y déjela encendida durante 1 minuto.
  5. Repita el proceso por 15 minutos.
  6. Haz esto 2 o 3 veces al día.

Dependiendo de su condición, también puede usar estas compresas por separado.

2. Terapia de masaje

La terapia de masaje puede ayudar temporalmente a mejorar el dolor y la rigidez que se producen debido a la artritis en la mano.

Masajear las manos es una forma efectiva de reducir el dolor y la inflamación. Mejora la circulación de la sangre y también alienta el drenaje de toxinas para reducir la hinchazón.

  1. Caliente un poco de aceite de oliva o aceite de coco en el microondas.
  2. Dab el aceite tibio en el área afectada.
  3. Con movimientos suaves, masajee el área afectada durante 10 minutos.
  4. Repita 2 o 3 veces al día.

Nota: Si el masaje empeora la condición, deje de hacerlo.

3. Ejercicios de mano

Hacer ejercicios de mano es imprescindible cuando se trata de dolor y rigidez de la osteoartritis en las manos.

Los ejercicios manuales de ejecución regular pueden ayudar a mantener flexibles los ligamentos y tendones de soporte en las manos. También mejorará la circulación sanguínea en el área y ayudará a reducir el dolor.

Hay varios ejercicios de mano que puedes probar en casa. Algunos de los ejercicios para aliviar el dolor artrítico en las manos son:

  • Doblar los nudillos : Doble suavemente los nudillos del medio, luego vuelva a enderezar los dedos. Hazlo varias veces
  • Puños: forma un puño con los dedos lentamente, luego suelta el puño.
  • Toques con los dedos: toca el dedo pulgar en cada dedo uno por uno.
  • Caminar por la pared: pase los dedos por la pared y luego vuelva a bajar.

Hierbas y especias que ayudan a controlar la presión arterial alta

Hierbas y especias que ayudan a controlar la presión arterial alta, sasi la mitad de los adultos estadounidenses tienen presión arterial alta, también llamada hipertensión, según la Asociación Estadounidense del Corazón.

Usted tiene presión arterial alta cuando la cantidad de sangre bombeada por el corazón se realiza con una fuerza o presión excesiva.

Las lecturas de la presión arterial tienen dos números:

  • Número sistólico: la presión en los vasos sanguíneos cuando el corazón se contrae.
  • Número diastólico: la presión en sus arterias cuando su corazón se relaja entre latidos.

Un alto número sistólico (130 y más) o diastólico (80 y más) se considera presión arterial alta.

Pero debido a que la hipertensión no muestra ningún síntoma al principio, muchas personas ni siquiera son conscientes del problema a menos que resulte grave. Es por eso que es conocido como un “asesino silencioso”.

Por lo tanto, los expertos recomiendan que se controle la presión arterial como parte de sus chequeos regulares.

  • Si tiene 18 años o más, pida a su médico que verifique su presión arterial cada dos años.
  • Si tiene 40 años o más, querrá verificar su lectura una vez al año.

Hay varios factores que contribuyen a la presión arterial alta, como la genética, el estrés, la mala alimentación, el tabaquismo y el estilo de vida inactivo, por nombrar algunos.

Si tiene uno o más factores de riesgo, necesita que le revisen la presión arterial con más frecuencia, ya que aumenta el riesgo de varios problemas de salud, como un ataque cardíaco, un derrame cerebral, diabetes, insuficiencia cardíaca, enfermedad renal, pérdida de visión y metabolismo síndrome.

Los cambios en la dieta saludable pueden ayudar a controlar y prevenir la presión arterial alta. Por ejemplo, varias hierbas pueden ayudar a controlarlo sin causar ningún efecto secundario.

Estas son algunas de las hierbas y especias que ayudan a controlar la presión arterial alta.

1. Ajo

El ajo es una hierba que ofrece beneficios para reducir la presión arterial. Ayuda a relajar los vasos sanguíneos al estimular la producción de óxido nítrico, que a su vez reduce la presión arterial, especialmente la presión sistólica.

Un estudio de 2011 publicado en Pharmacognosy Reviews encontró que el ajo ayuda a aumentar la producción de óxido nítrico, lo que resulta en la relajación del músculo liso y la vasodilatación.

Otro estudio publicado en el Control Integrado de la Presión Arterial en 2014 encontró que una deficiencia de azufre podría tener un papel en la causa de la hipertensión y podría aliviarse con la administración de suplementos de compuestos de organosulfuro derivados del ajo.

No solo la presión arterial, el ajo también es beneficioso para mejorar la circulación sanguínea, reducir los niveles de colesterol y prevenir las enfermedades del corazón.

  • Coma 2 o 3 dientes de ajo crudos al día con el estómago vacío.
  • Alternativamente, puede tomar suplementos de ajo, pero solo después de consultar a su médico.

2. Canela

La canela es otra hierba que puede reducir sus números de presión arterial. Este potente antioxidante puede reducir la hipertensión, gracias a la presencia de cinamaldehído y otros compuestos orgánicos solubles en agua.

Un estudio de 2006 publicado en el Journal of the American College of Nutrition informa que la canela puede tener funciones adicionales en el metabolismo de la glucosa y la regulación de la presión arterial.

Un estudio de 2013 publicado en Nutrition informa que el consumo de canela (a corto plazo) se asocia con una reducción notable en la presión arterial sistólica y diastólica. Aunque la canela muestra efectos esperanzadores para el potencial de disminución de la presión arterial, se necesita más investigación en este campo.

  • Agregue una ramita de canela mientras prepara una taza de té caliente, como el negro, el jengibre o cualquier otro té de hierbas.
  • Además, puede incluir canela en su dieta espolvoreando en su cereal de desayuno, avena e incluso en su café.

3. Hibisco

Las diferentes culturas en todo el mundo han utilizado hibiscus durante siglos para controlar la presión arterial. Pero hoy, la investigación también ha demostrado el beneficio de hibisco.

Un estudio de 2010 publicado en el Journal of Nutrition sugiere que la ingesta regular de té de hibisco ayuda a disminuir la presión arterial en adultos pre y ligeramente hipertensos.

En un metaanálisis de 2015 publicado en el Journal of Hypertension, los investigadores encontraron que beber té de hibisco redujo significativamente la presión arterial sistólica y diastólica. Sin embargo, se necesitan más ensayos para validar estos resultados.

Además de tener propiedades antioxidantes y antiinflamatorias, el hibisco también tiene propiedades diuréticas que ayudan a los riñones a eliminar el exceso de sodio del cuerpo, lo que reduce la presión arterial.

  1. Agregue 2 flores secas de hibisco a 2 tazas de agua.
  2. Llevar el agua a ebullición.
  3. Déjalo hervir a fuego lento durante 5 minutos.
  4. Cúbralo y agregue miel cruda y un poco de jugo de limón para el gusto.
  5. Beba este té una o dos veces al día.

4. Espino

El espino es otra hierba que es buena para tu corazón, especialmente si tienes hipertensión.

Esta hierba es rica en flavonoides y quercetina que ayudan a reducir la presión arterial y el riesgo de hipertensión.

Un estudio de 2002 publicado en Phytotherapy Research encontró que el extracto de espino mostró una reducción prometedora en la presión arterial diastólica en reposo. También ayudó a reducir la ansiedad.

  • Hierva 1 cucharadita de bayas de espino en 1½ taza de agua, luego deje hervir durante otros 7 a 10 minutos. Si tienes bayas de espino secas, entonces sumérgelas en agua durante la noche y luego usa 1 cucharada de las bayas para el té. Beba este té de hierbas saludable una vez al día.
  • Alternativamente, puede tomar 500 mg de extracto de espino blanco como suplemento diario, pero primero consulte a su médico.

Por qué las personas diabéticas deben hacer ejercicio diariamente

Por qué las personas diabéticas deben hacer ejercicio diariamente ¡El ejercicio es la base de una vida saludable! También es fundamental para qué tan bien maneja su diabetes.

Millones de personas en todo el mundo sufren de diabetes. Muchos ni siquiera lo saben.

Según la Asociación Estadounidense de Diabetes, aproximadamente 30.3 millones de estadounidenses o el 9.4 por ciento de la población tenían diabetes en 2015. De ellos, 23.1 millones fueron diagnosticados y 7.2 millones no fueron diagnosticados.

Además, la asociación afirma que la diabetes fue la séptima causa de muerte en los Estados Unidos en 2015, con base en 79.535 certificados de defunción en los que la diabetes figuraba como la causa subyacente de la muerte.

Por lo tanto, si tiene diabetes o tiene un alto riesgo de desarrollar diabetes en el futuro cercano, debe hacer que el ejercicio regular sea una prioridad en su vida. Desafortunadamente, muchas personas no lo hacen y se están perdiendo los beneficios.

El ejercicio regular y una dieta saludable son clave para una estrategia exitosa para vencer o controlar la diabetes. El ejercicio reduce el azúcar en la sangre de dos maneras:

  • Aumenta la sensibilidad a la insulina, lo que significa que sus células pueden usar mejor la insulina disponible. La insulina es utilizada por las células para absorber el azúcar del torrente sanguíneo y luego se usa como energía para su cuerpo.
  • Permite que tus músculos absorban y consuman azúcar para obtener energía, incluso sin insulina.

Si bien el ejercicio ayuda a reducir los niveles de azúcar en la sangre a corto plazo, con el tiempo también contribuye a reducir los niveles de A1C.

Además, el ejercicio es una herramienta clave para prevenir una de las principales complicaciones de la diabetes tipo 2, la enfermedad cardiovascular .

Reduce la presión arterial, reduce el LDL (lipoproteína de baja densidad o colesterol “malo”) y eleva los niveles de HDL (lipoproteína de alta densidad o “colesterol bueno”).

El ejercicio también ayuda a quemar grasa corporal adicional, fortalece los músculos y los huesos, mejora el flujo sanguíneo, aumenta la energía y el estado de ánimo, y reduce el nivel de estrés.

Un estudio de 2007 publicado en Clinical Diabetes informa que el ejercicio físico es un componente clave de la modificación del estilo de vida que puede ayudar a las personas a prevenir o controlar la diabetes tipo 2.

Aunque la dieta es probablemente más importante en las fases iniciales de la pérdida de peso, la incorporación de ejercicio como parte de un régimen de pérdida de peso ayuda a mantener la pérdida de peso y evita que se recupere el peso.

Un estudio de 2010 publicado en Diabetes Care informa que el ejercicio juega un papel importante en la prevención y el control de la resistencia a la insulina, la prediabetes, la diabetes mellitus gestacional, la diabetes tipo 2 y las complicaciones de salud relacionadas con la diabetes.

El estudio también informa que tanto el entrenamiento aeróbico como el de resistencia mejoran la acción de la insulina, al menos de forma aguda, y pueden ayudar a controlar los niveles de glucosa en sangre, los lípidos, la presión arterial, el riesgo cardiovascular, la mortalidad y la calidad de vida.

Pero el ejercicio debe realizarse regularmente para tener beneficios continuos y probablemente incluya entrenamiento regular de diferentes tipos.

Estos son algunos de los mejores ejercicios para personas diabéticas.

1. Caminando

Caminar es una de las maneras mejores y más fáciles para que las personas de todas las edades hagan ejercicio, incluidas las que tienen diabetes.

Una caminata rápida a un ritmo que aumenta su frecuencia cardíaca es un ejercicio aeróbico. Este tipo de ejercicio es beneficioso para su salud en general.

Un estudio de 2005 publicado en Diabetes Care informa que caminar es probablemente una de las mejores cosas que un diabético puede hacer por su salud.

Otro estudio publicado en el British Journal of General Practice en 2010 informa que la caminata de perros u otros intereses que promueven un compromiso regular para realizar actividad física pueden producir beneficios de salud a largo plazo.

El Colegio Estadounidense de Medicina del Deporte y la Asociación Estadounidense de Diabetes recomiendan paseos de 30 minutos por lo menos cinco días a la semana para personas con diabetes.

Antes de comenzar a caminar, asegúrese de proteger sus pies y prevenir el desarrollo de ampollas o llagas usando zapatos atléticos de buena calidad y bien ajustados. Además, elija calcetines atléticos o calcetines para diabéticos hechos de fibra de poliéster que absorba el sudor.

2. Tai Chi

Tai chi chuan es un arte marcial tradicional chino, que combina la respiración diafragmática profunda y la relajación con movimientos suaves. Esta forma de ejercicio se realiza de forma lenta y relajada durante 30 minutos.

Las personas con diabetes pueden beneficiarse inmensamente de este ejercicio, ya que contribuye a la reducción tanto de la actividad física como del estrés.

Tai chi también mejora el equilibrio y puede reducir el daño a los nervios, una complicación diabética común.

Un estudio de 2007 publicado en Diabetes Care demostró que el ejercicio regular de tai chi chuan puede aumentar los linfocitos T reguladores de CD4CD25 correlacionados con la disminución de los niveles de A1C en pacientes con diabetes tipo 2. Esto puede ser indirectamente debido a una mejor aptitud cardiopulmonar después del ejercicio o una mejoría en el metabolismo de la glucosa.

Un estudio de 2008 publicado en el British Journal of Sports Medicine informa que el ejercicio tai chi puede mejorar el control de la diabetes tipo 2.

Este tipo de ejercicio puede provocar una caída en los niveles de glucosa en sangre o mejorar el metabolismo de la glucosa en la sangre, provocando una caída en la respuesta inflamatoria. Además, puede aumentar los niveles de condición física y la sensación de bienestar.

Únete a las clases de tai chi y aprende este arte marcial de un experto.

Conozca los factores de riesgo para la presión arterial alta (hipertensión)

Conozca los factores de riesgo para la presión arterial alta (hipertensión), la presión arterial alta, o hipertensión, ocurre cuando la presión arterial aumenta a niveles no saludables. La presión arterial alta significa que la fuerza de la sangre contra las paredes arteriales es lo suficientemente alta como para causar problemas de salud, como enfermedades del corazón.

La presión arterial se determina tanto por la cantidad de sangre que bombea su corazón como por la cantidad de resistencia al flujo sanguíneo en las arterias. Mientras más sangre bombee su corazón y más estrechas sean sus arterias, mayor será su presión arterial.

La hipertensión es bastante común. Según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades, alrededor de 75 millones de adultos estadounidenses, o 1 de cada 3 adultos, tienen hipertensión.

Además, aproximadamente 1 de cada 3 adultos estadounidenses tiene prehipertensión: la presión arterial es más alta de lo normal pero aún no se encuentra en el rango de presión arterial alta.

La hipertensión es uno de esos problemas de salud que pueden contagiarse. Puede tenerlo por mucho tiempo sin saberlo, ya que no causa síntomas de inmediato .

Pero incluso sin síntomas, la presión arterial alta puede dañar los vasos sanguíneos y los órganos, especialmente el cerebro, el corazón, los ojos y los riñones .

Es por eso que la detección temprana es importante. Para medir su riesgo de presión arterial alta, es importante comprender los factores de riesgo. Algunos factores de riesgo están bajo su control y puede tomar medidas para prevenir este problema.

Estos son los 10 principales factores de riesgo para la presión arterial alta.

1. Edad y Raza / Etnicidad

Su riesgo de hipertensión aumenta a medida que envejece.

Los hombres que tienen 45 años o más corren un mayor riesgo de presión arterial alta. Las mujeres son más propensas a desarrollar presión arterial alta después de los 65 años.

La presión arterial alta es particularmente común entre las personas de raza negra, a menudo se desarrolla a una edad más temprana que los blancos y las personas de otras razas y etnias. Las complicaciones graves, como un accidente cerebrovascular, ataque cardíaco e insuficiencia renal, también son más comunes en los negros.

La American Heart Association recomienda que todos los adultos, a partir de los 20 años, tengan un control de su presión arterial cada 4 a 6 años. A medida que envejece, pregúntele a su médico con qué frecuencia debe controlarse.

2. Obesidad

Tener sobrepeso u obesidad es uno de los factores de riesgo comunes para la presión arterial alta. De hecho, un índice de masa corporal (IMC) de 30 o más te pone en riesgo de tener presión arterial alta.

Cuanto más pesas, más flujo de sangre se necesita para suministrar oxígeno y nutrientes a tus células y tejidos. A medida que aumenta el volumen de sangre que circula a través de los vasos sanguíneos, aumenta la presión dentro de las arterias.

Un estudio de 2014 publicado en la Revista Italiana de Pediatría encontró que el sobrepeso, la obesidad y la obesidad abdominal se asociaron con prehipertensión e hipertensión en adolescentes.

Otro estudio publicado en BMJ Open Sport & Exercise Medicine en 2017 analizó la prevalencia de la obesidad entre los estudiantes atletas y descubrió que el 50 por ciento de aquellos con presión arterial elevada eran obesos o tenían sobrepeso.

Además, la obesidad puede provocar enfermedades cardíacas, colesterol alto, diabetes, artritis, enfermedad renal crónica, enfermedad hepática grasa no alcohólica y muchas otras afecciones.

Puede reducir su riesgo de desarrollar presión arterial alta al mantener un peso saludable y mantener su IMC entre 18.5 y 24.9.

3. Estilo de vida inactivo

Vivir un estilo de vida sedentario y no hacer suficiente ejercicio lo pone en un mayor riesgo de presión arterial alta.

El ejercicio aumenta el flujo sanguíneo a través de todas las arterias del cuerpo, lo que a su vez conduce a la liberación de hormonas naturales y citoquinas. Estas hormonas ayudan a relajar los vasos sanguíneos, lo que finalmente reduce la presión arterial.

La falta de actividad física también aumenta el riesgo de tener sobrepeso.

Un estudio de 2010 publicado en el International Journal of Nursing Terminologies and Classifications encontró que el 60 por ciento de las personas que tenían presión arterial alta tenían un estilo de vida sedentario y asociaciones con la edad y la presencia de diabetes.

Un estudio de 2013 publicado en Current Hypertension Reports recomienda la actividad física como una modificación importante en el estilo de vida que puede ayudar en la prevención de la hipertensión.

Debe intentar hacer ejercicio durante unos 30 minutos la mayoría de los días de la semana y aumentar su actividad física diaria, como paseos cortos y otras actividades que mantienen el cuerpo en movimiento.

Consejos útiles para caminar para personas diabéticas

Consejos útiles para caminar para personas diabéticas, caminar es un buen ejercicio para personas de cualquier edad y es muy beneficioso para las personas que tienen diabetes.

De hecho, para las personas diabéticas, la actividad física es un componente importante en el manejo de esta enfermedad crónica. Si se mantiene en forma y activo, podrá controlar mejor su diabetes y mantener su nivel de glucosa en sangre en el rango correcto.

El control adecuado de su nivel de glucosa en sangre es esencial para prevenir complicaciones a largo plazo, como dolor nervioso y enfermedad renal.

Cuando se trata de hacer ejercicio para personas diabéticas, nada es mejor que caminar.

Caminar es un ejercicio aeróbico que ayuda a su cuerpo a usar mejor la insulina, un factor importante en el control de la diabetes.

Caminar también fortalece el corazón y los huesos, reduce el nivel de estrés, mejora la circulación sanguínea y reduce el riesgo de enfermedad cardíaca al regular los niveles de glucosa y de presión sanguínea, y al mejorar los niveles de colesterol.

Además de mejorar su salud física, caminar puede mejorar su bienestar psicológico y reducir sus costos médicos.

Para colmo, caminar es gratis, fácil y ya sabes cómo hacerlo.

Un estudio de 2012 publicado en Nutrition & Diabetes analizó 201 personas con diabetes tipo 2 y descubrió que cada 2,600 pasos adicionales de caminata cada día se asociaba con un A1c 0.2 por ciento más bajo.

Anteriormente, un estudio de 2005 publicado en Diabetes Care descubrió que realizar una caminata diaria de tres millas ayudó a reducir los costos de los medicamentos en $ 550 y otros costos médicos en $ 7 entre las personas que sufren de diabetes tipo 2.

En un estudio de 2012 publicado en Diabetes Research and Clinical Practice, los investigadores examinaron los efectos emocionales de caminar en personas con diabetes tipo 2 y descubrieron que los paseos de 20 minutos se asociaron con importantes influencias positivas en el bienestar psicológico.

Caminar no solo es beneficioso para las personas diagnosticadas con diabetes tipo 2. Es igualmente beneficioso para las personas con diabetes tipo 1, prediabetes y diabetes gestacional.

Un estudio de 2012 publicado en Diabetes Care examinó a 12 pacientes con diabetes tipo 1 durante 88 horas y descubrió que caminar después de las comidas afecta significativamente las excursiones postprandiales de glucosa.

Anteriormente, en un análisis de 1999 publicado en el Journal of the American Medical Association, los investigadores concluyeron que caminar estaba fuertemente asociado con un menor riesgo de diabetes tipo 2.

¿Cuánto caminar necesitas?

Los adultos necesitan 150 minutos o 2.5 horas a la semana de actividad aeróbica de intensidad moderada, como caminar a paso rápido para mantenerse saludables.

La American Diabetes Association recomienda 30 minutos de ejercicio aeróbico de intensidad moderada a vigorosa al menos 5 días a la semana (o un total de 150 minutos por semana) para personas diabéticas.

De manera similar, el Instituto Nacional de la Diabetes y las Enfermedades Digestivas y del Riñón dice que uno debe aspirar a caminar 150 minutos a la semana.

Para alcanzar el objetivo de 150 minutos por semana, recuerde que no necesita caminar durante 30 minutos a la vez. En cambio, puede dividir su actividad en tres caminatas de 10 minutos.

Si eres diabético y quieres caminar, hay ciertas cosas que debes tener en cuenta.

Estos son algunos consejos útiles para caminar para las personas que tienen diabetes.

1. Entrar en el hábito de caminar

Caminar es bueno para controlar la diabetes, pero eso no significa que deba caminar durante horas. Haga que caminar forme parte de su rutina diaria y lentamente empiece a caminar a paso rápido durante 30 minutos casi todos los días de la semana.

Puede usar un podómetro para contar la cantidad de pasos que realiza cada día y gradualmente agregar más pasos. Esto te dará una sensación de satisfacción y te animará a seguir.

El mejor momento para que un diabético camine es de una a dos horas después de una comida, y la mañana es mejor que la tarde o la noche.

Asegúrese de incluir un período de calentamiento suave al comienzo y un enfriamiento al final de cada sesión de caminata.

También necesita moverse correctamente cuando camina. El talón de su pie debe golpear el suelo primero cuando realiza un zancada, mientras que el resto del pie debe estar en contacto con el suelo mientras hace rodar su peso hacia delante. Debes mantener la barbilla levantada y los hombros y la espalda derechos cuando caminas.

Puedes hacer que caminar sea más divertido si lo haces con otra persona. Además, un compañero caminando puede ayudarte a mantenerte motivado.

2. Caminar

Puede agregar caminar extra a su rutina diaria haciendo cambios simples como:

  • Camine mientras habla por teléfono o durante los comerciales de televisión.
  • Incluya caminar mientras realiza pequeños quehaceres, como trabajar en el jardín, rastrillar hojas, limpiar la casa o lavar el automóvil.
  • Estacione en el otro extremo del estacionamiento para caminar más lejos y llegar a su destino.
  • Siempre trate de subir las escaleras en lugar del ascensor.
  • Pase tiempo de calidad con su familia y amigos planificando un paseo en bicicleta o una caminata en un parque.

3. Controle sus niveles de azúcar en la sangre

Antes de salir, considere su nivel de azúcar en la sangre. Para las personas con diabetes tipo 1 y las personas con diabetes tipo 2 que toman insulina o medicamentos para bajar la glucosa en sangre, es importante controlar su nivel de azúcar en la sangre antes de hacer ejercicio. Esto ayudará a limitar la hipoglucemia.

Debe controlar su nivel de azúcar en la sangre aproximadamente 30 minutos antes de comenzar su sesión de caminata. Si su nivel de azúcar en la sangre es inferior a 120 mg / dl antes de entrenar, consuma un bocadillo bajo en grasa que contenga aproximadamente 15 gramos de carbohidratos, como una fruta.

Retenga el ejercicio si tiene niveles altos o bajos de azúcar en la sangre.

10 maneras de controlar la presión arterial alta

10 maneras de controlar la presión arterial alta, la presión arterial alta, conocida médicamente como hipertensión, es la más común de todas las afecciones del sistema circulatorio.

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades definen la presión arterial como la fuerza de la sangre que empuja contra las paredes de las arterias que llevan la sangre desde su corazón a otras partes de su cuerpo.

Una lectura de presión arterial normal es inferior a 120/80 mm Hg . Es normal que la presión arterial aumente o disminuya a lo largo del día, pero cuando la presión arterial se mantiene constantemente alta durante un período prolongado, usted sufre de presión arterial alta.

La hipertensión se define en el Manual Merck como la elevación sostenida de la presión arterial sistólica en reposo (≥ 130 mm Hg), la presión arterial diastólica (≥ 80 mm Hg) o ambas.

Según la Asociación Estadounidense del Corazón, alrededor de 77.9 millones (1 de cada 3) adultos en los Estados Unidos tienen presión arterial alta. Se incluyó en la lista como una de las causas primarias o contribuyentes de muerte en aproximadamente 348,102 de los más de 2,4 millones de muertes en los Estados Unidos en 2009.

En todo el mundo, se estima que la presión arterial alta causa 7.5 millones de muertes, alrededor del 12.8 por ciento de todas las muertes, según la Organización Mundial de la Salud.

Es importante mantener su nivel de presión arterial normal, ya que la presión arterial elevada es un factor de riesgo importante para la enfermedad coronaria y un accidente cerebrovascular isquémico y hemorrágico, que finalmente conduce a la muerte .

La presión arterial alta generalmente no es algo que pueda sentir o notar, y puede no diagnosticarse ya que generalmente no hay síntomas. Esta es la razón por la cual a esta condición se la conoce como “asesina silenciosa” y es importante que revise su presión arterial regularmente.

Si le han diagnosticado presión arterial alta, su médico puede recetarle medicamentos para reducir sus niveles.

Además de tomar medicamentos, hay muchos consejos sobre el estilo de vida que pueden ayudar a reducir la presión arterial.

Estas son las 10 mejores formas de controlar la presión arterial alta.

1. Pierde libras extra

Al vigilar su cintura y perder algunos kilos de más, puede ayudar a mantener su presión arterial dentro de un rango normal. De hecho, el peso y la presión arterial van de la mano.

El peso corporal adicional ejerce más presión sobre el corazón y las arterias, lo que hace que aumente la presión arterial. El sobrepeso también causa la interrupción de la respiración mientras duerme, lo que a su vez aumenta la presión arterial.

Un estudio de 2004 publicado en Sports Medicine informa que tanto el entrenamiento como la pérdida de peso han demostrado que disminuyen la masa y el grosor de la pared del ventrículo izquierdo, reducen la rigidez arterial y mejoran la función endotelial.

Un estudio publicado en 2016 en el Journal of Occupational and Environmental Medicine encontró que la pérdida de peso de más del 5 por ciento redujo significativamente la hipertensión en el lugar de trabajo, mientras que el aumento de peso aumentaba su probabilidad.

Además, una revisión de 2016 de varios estudios publicados en la Cochrane Library informó que las dietas para bajar de peso redujeron la presión arterial en un promedio de 3.2-4.5 mm Hg.

Para perder peso, un régimen de ejercicio saludable y una dieta bien balanceada pueden ayudar mucho. Si tiene dificultades para perder peso, consulte a un experto.

2. Haga ejercicio regularmente

La actividad física regular, al menos 30 minutos la mayoría de los días de la semana, es una gran estrategia para reducir la presión arterial.

Cuando hace ejercicio, su corazón y su ritmo de respiración aumentan y su corazón se fortalece y bombea con menos esfuerzo. Esto ejerce menos presión sobre sus arterias y reduce su presión arterial.

Un estudio publicado en Blood Pressure en 2013 encontró que el entrenamiento aeróbico controlado reduce la presión sanguínea en reposo en adultos mayores sedentarios.

Otro estudio de 2013 publicado en Current Hypertension Reports apoya firmemente el papel de la actividad física en la prevención de la hipertensión.

Sin embargo, todavía se necesita evidencia más concluyente sobre el modo apropiado (aeróbico, de resistencia o combinado), intensidad (HIT, CME o combinado) y duración (episodios acumulados o episodios continuos) de actividad física para individuos no hipertensos.

Si es nuevo para hacer ejercicio, comience con 30 minutos de caminata y pruebe otros ejercicios gradualmente. Algunos de los mejores tipos de ejercicios para bajar la presión arterial incluyen trotar, andar en bicicleta, nadar o bailar. El entrenamiento de fuerza también puede ayudar a reducir la presión arterial.

3. Reduzca la ingesta de sodio

Incluso una pequeña reducción en el sodio o la sal en su dieta puede ayudar a reducir su presión arterial.

Un estudio de 2014 publicado en Electrolytes & Blood Pressure muestra que una reducción del consumo de sal en la dieta puede disminuir el número de muertes por hipertensión, enfermedades cardiovasculares y accidentes cerebrovasculares.

Sin embargo, un estudio de 2016 de la Universidad McMaster descubrió que, contrariamente al pensamiento popular, las dietas bajas en sal pueden no ser beneficiosas para todos y de hecho pueden aumentar el riesgo de enfermedad cardiovascular y muerte en comparación con el consumo promedio de sal.

Aún así, los expertos sugieren que las personas con hipertensión que tienen un alto consumo de sal se beneficiarán al reducir el sodio en su dieta.

Como regla general, limite su consumo de sodio a menos de 2,300 miligramos (mg) por día. Para reducir el sodio en su dieta, considere estos consejos:

  • Lea las etiquetas de nutrición sobre alimentos y bebidas, para que pueda tomar decisiones informadas.
  • Elija alternativas bajas en sodio de los artículos que compra con frecuencia.
  • Coma menos alimentos procesados, que generalmente son altos en sodio.
  • Use hierbas o especias en lugar de sal para agregar sabor a sus alimentos.

Conozca los diferentes usos de árnica

Conozca los diferentes usos de árnica, también conocida como árnica montana, es una de las sustancias más beneficiosas disponibles en la farmacopea de la naturaleza. De hecho, es una de las hierbas más utilizadas en la medicina homeopática.

Sus muchos beneficios para la salud provienen de una serie de compuestos que se encuentran en la árnica, como la helenalina, el ácido linoleico, el ácido palmítico y el timol.

La hierba se usa tópicamente para tratar diferentes problemas, debido a sus propiedades antiirritante, antimicrobiana, antiinflamatoria, antiséptica, antirreumática, antineurológica y antiedema.

Puede encontrar árnica en el mercado en formas convenientes que incluyen un líquido, loción, aceite, crema, gel y ungüento. Es una gran adición a un botiquín de primeros auxilios.

Aunque la medicina moderna no está demasiado ansiosa por reconocer los beneficios de la árnica, la mayoría de las personas que creen en la homeopatía o los remedios herbales juran por su eficacia.

Cómo preparar aceite de árnica en casa

Puedes preparar fácilmente aceite de árnica en casa con flores secas de árnica.

  1. Pon flores de árnica secas y molidas en un tarro de masón.
  2. Vierta suficiente aceite de oliva sobre la hierba para cubrirlo.
  3. Manténgalo al sol por 2 o 3 semanas para infusión.
  4. Cuele el aceite. Ahora está listo para usar.

Estos son algunos de los diferentes usos de árnica.

1. Alivia el dolor artrítico

Ya sea cualquier tipo de artritis, el dolor es un síntoma común. La árnica es muy beneficiosa para tratar el dolor asociado con la artritis.

Un estudio publicado en Advances in Therapy en 2002 informa que la aplicación tópica de árnica montana gel durante seis semanas fue un tratamiento seguro, bien tolerado y eficaz para la osteoartritis de rodilla leve a moderada.

Un estudio de 2007 publicado en Reumatología Internacional encontró que la árnica no es inferior al ibuprofeno cuando se trata la osteoartritis de las manos.

  • Use gel o aceite de árnica para masajear el área afectada varias veces al día. Para mejores resultados, aplique una compresa tibia después del masaje. Cuando use el aceite, asegúrese de diluirlo con cualquier aceite transportador de su elección en una proporción de 3: 7.

2. Cura magulladuras

Árnica es conocida por su propiedad anti-contusión, por lo que puede confiar en esta hierba cuando se trata de sanar hematomas.

Sus propiedades antiinflamatorias y analgésicas ayudan a reducir la inflamación, la hinchazón y el dolor.

Un estudio de 2010 publicado en el British Journal of Dermatology informa que la pomada de árnica tópica al 20% puede reducir los hematomas de forma más eficaz que un placebo y de forma más eficaz que las formulaciones de vitamina K de baja concentración, como el 1% de vitamina K con un 0,3% de retinol.

  • Mezcle 5 gotas de aceite de árnica en 2 cucharadas de aceite de oliva. Úselo para masajear suavemente el área afectada varias veces al día. No necesitas enjuagarlo de tu piel.
  • Si tiene un gel o una pomada de árnica tópica, aplíquelo al área lesionada varias veces al día.

3. Funciona como un relajante muscular

Arnica es también un relajante muscular natural. Sus propiedades antiinflamatorias y analgésicas son efectivas para reducir el dolor, la inflamación y el daño muscular.

Además, aumenta la circulación de la sangre para ayudar a la recuperación rápida de los músculos dañados.

Un estudio de 2014 publicado en el European Journal of Sport Science destaca el efecto positivo de la árnica tópica en el rendimiento, el dolor y el daño muscular después del ejercicio excéntrico intenso. Sin embargo, el efecto se notó tres días después del ejercicio excéntrico.

  1. Mezcle unas gotas de aceite esencial de árnica en cualquier aceite portador.
  2. Úselo para masajear suavemente el área afectada.
  3. Hazlo algunas veces al día.

Increíbles analgésicos que tienes en tu hogar

Increíbles analgésicos que tienes en tu hogar, la aspirina, el ibuprofeno y el naproxeno, conocidos como medicamentos antiinflamatorios no esteroideos (AINE), son algunos de los analgésicos comunes que puede tener en su botiquín.

Tan pronto como empiece a tener dolor de cabeza, dolor de muelas, dolor de estómago, dolor de espalda o cualquier otro tipo de dolor, sin pensar en nada más, simplemente busque uno de esos analgésicos.

Es cierto que los medicamentos que alivian el dolor son herramientas valiosas para los médicos y los pacientes. Pero como todas las drogas, los AINE contienen muchos efectos secundarios a corto plazo, como erupciones, acidez estomacal, náuseas y malestar estomacal.

Peor aún, el uso prolongado de los analgésicos puede causar varios efectos secundarios dañinos, que incluyen daño hepático, problemas renales, úlceras estomacales y un mayor riesgo de accidente cerebrovascular y ataque cardíaco .

En el pasado reciente, ha habido muchos incidentes que nos advierten contra el uso regular de dichos analgésicos. De hecho, los expertos en salud recomiendan el uso de analgésicos naturales para combatir el dolor sin los posibles efectos secundarios.

Para los analgésicos naturales, no tiene que ir al mercado. Hay muchos analgésicos que ya tiene en su hogar.

Estos son algunos de los analgésicos naturales que tiene en su hogar.

1. Paquete de hielo

Una compresa de hielo es uno de los tratamientos de alivio del dolor más efectivos disponibles. De hecho, ya sea que sufra de dolor en la mandíbula, dolor de espalda o dolor debido a una caída o lesión repentina, una compresa de hielo es muy beneficiosa. Incluso para el dolor posparto, un paquete de hielo es efectivo.

Un estudio publicado en Mujeres y Nacimiento en 2016 descubrió que aplicar una compresa de hielo durante 20 minutos es efectivo para aliviar el dolor perineal posparto y continúa siendo eficaz entre 1 hora, 35 minutos y 2 horas.

Un paquete de hielo ayuda a reducir la inflamación y el dolor durante las primeras 48 horas. La temperatura fría restringe la circulación y ofrece un efecto adormecedor en los nervios, que desempeña un papel clave en la reducción de la hinchazón y la inflamación.

Hay muchos tipos de paquetes de hielo que se pueden usar para aliviar el dolor. Puede encontrar paquetes fríos o paquetes de hielo reutilizables en el mercado, pero siempre puede preparar uno con cubitos de hielo que tenga en el congelador.

  1. Pon algunos cubitos de hielo en una bolsa de plástico y envuélvela en una toalla.
  2. Aplíquelo en el área dolorida por no más de 20 minutos a la vez.
  3. Repita varias veces al día, según sea necesario.

2. Compresión caliente

Otro remedio casero muy común para aliviar el dolor es aplicar calor directamente en las áreas dolorosas.

Una compresa caliente es efectiva para cualquier tipo de dolor agudo o crónico. El calor ayuda a dilatar los vasos sanguíneos, lo que facilita que la sangre distribuya nutrientes por todo el cuerpo y elimine las toxinas. Esto a su vez ayuda a aliviar el dolor.

Un estudio de 2014 publicado en el Journal of Clinical & Diagnostic Research indica que la aplicación de termoterapia y crioterapia, acompañada de un tratamiento farmacológico, podría aliviar el dolor en pacientes con dolor lumbar agudo.

Para la terapia de calor, puede comprar paquetes calientes del mercado. Pero también puedes hacer uno en casa.

  1. Remoje un paño de algodón en agua caliente y escúrralo del exceso de agua.
  2. Coloque el paño tibio en la parte del cuerpo afectada durante 15 a 20 minutos a la vez.
  3. Repita cada 2 horas, según sea necesario.

3. Cúrcuma

La especia amarilla brillante que puede tener en su cocina para cocinar también funciona como un analgésico natural.

La cúrcuma es rica en un compuesto llamado curcumina, un antioxidante que ayuda a proteger el cuerpo de los radicales libres. Esto a su vez alivia el dolor. De hecho, la cúrcuma es extremadamente buena para dolores corporales, dolores en las articulaciones y lesiones internas del cuerpo que resultan en inflamación.

Un estudio de 2003 publicado en el Journal of Alternative and Complementary Medicine informa que la curcumina ejerce una actividad antiinflamatoria mediante la inhibición de varias moléculas diferentes que desempeñan un papel en la inflamación.

Un estudio de 2007 publicado en Advances in Experimental Medicine and Biology describe las propiedades antioxidantes y antiinflamatorias de la curcumina y su uso terapéutico contra diferentes afecciones patológicas, como el cáncer, la aterosclerosis, las enfermedades neurodegenerativas y los trastornos inflamatorios.

Un estudio publicado en el Alternative Medicine Review en 2009 indica que la curcumina puede tener potencial como agente terapéutico en enfermedades como la enfermedad inflamatoria intestinal, la pancreatitis, la artritis, la uveítis anterior crónica y ciertos tipos de cáncer.

  • La mejor manera de usar la cúrcuma es mezclar 1 cucharadita de cúrcuma en polvo en una taza de leche caliente y beberla 2 o 3 veces al día.

Cómo tratar y prevenir las infecciones del tracto urinario (ITU) en los niños

Cómo tratar y prevenir las infecciones del tracto urinario (ITU) en los niños, cuando se trata de infecciones del tracto urinario (ITU), tendemos a pensar que las mujeres son más propensas a ella. Pero en realidad, los niños pequeños también pueden sufrir este tipo de infección.

Las infecciones urinarias agudas son relativamente comunes en los niños, con un 8 por ciento de las niñas y un 2 por ciento de los niños que tienen al menos un episodio a la edad de 7 años, según un estudio de 2011 publicado por American Family Physician.

El estudio también afirma que el patógeno más común es Escherichia coli (E. coli), que representa aproximadamente el 85 por ciento de las infecciones urinarias en niños.

La infección ocurre cuando las bacterias que ingresan a la uretra no son expulsadas y comienzan a crecer dentro del tracto urinario , lo que a su vez causa una infección. Los dos tipos de infecciones urinarias que pueden afectar a los niños son las infecciones de la vejiga y las infecciones renales.

Las IU ocurren con mayor frecuencia en las niñas, especialmente cuando comienza el entrenamiento para ir al baño. Además, los niños no circuncidados menores de 1 año tienen un mayor riesgo de infecciones urinarias.

Otros factores que pueden aumentar el riesgo de un niño de una ITU incluyen una deformidad estructural o bloqueo en uno de los órganos del tracto urinario, funcionamiento anormal del tracto urinario, algún tipo de defecto congénito, uso de burbujas en los baños, ajuste hermético ropa, malos hábitos de baño, micción poco frecuente o retraso en la micción durante largos períodos de tiempo.

Los bebés y los niños muy pequeños pueden no mostrar ningún síntoma cuando padecen una infección urinaria. Sin embargo, en niños un poco mayores, los síntomas pueden incluir fiebre, pérdida de apetito, vómitos, diarrea, irritabilidad y una sensación general de enfermedad .

Es importante tratar las IU en los niños sin demora para evitar cualquier tipo de complicaciones.

Si bien es necesario darle a su hijo los medicamentos recetados durante el tiempo que su médico lo aconseje, también existen ciertos remedios caseros y consejos sobre el estilo de vida para tratar y prevenir la infección en el futuro.

Nota: Para niños menores de 1 año, es recomendable seguir el consejo de su médico.

Estas son las 10 mejores formas de tratar y prevenir las infecciones del tracto urinario (ITU) en los niños.

1. Aumentar la ingesta de líquidos

Es importante asegurarse de que su hijo beba muchos líquidos cuando se trata de una infección urinaria. Beber más líquidos ayudará a diluir la concentración de bacterias y permitirá un “enjuague” más efectivo de los microbios dañinos.

  • Dele agua a su hijo para beber a intervalos regulares.
  • Además, puede darle leche, jugo de fruta o vegetales recién extraído, así como también sopa casera.
  • No le dé a su hijo bebidas con cafeína o carbonatadas, que pueden irritar la vejiga.

2. Anime a su hijo a ir cuando sea necesario

Mantener una vejiga llena durante un tiempo prolongado o resistir el impulso de orinar puede contribuir a una infección del tracto urinario. Aumenta el riesgo de crecimiento bacteriano. También aumenta la presión sobre los riñones, lo que tampoco es bueno para la salud de su hijo.

Anime a su hijo a orinar con frecuencia y a vaciar su vejiga cada vez. Esto ayudará a eliminar las bacterias del tracto urinario.

De ser necesario, establezca un recordatorio y dígale a su hijo que use el baño con más frecuencia. Especialmente antes de acostarse, recuérdele a su hijo que use el baño.

3. Cambiar los pañales con frecuencia

Para tratar y prevenir las infecciones urinarias en niños pequeños, es importante cambiar sus pañales con frecuencia. No cambiar los pañales a menudo conduce a la propagación de bacterias que causan infecciones urinarias.

Junto con cambiar los pañales, es importante limpiar el área genital de su hijo. Use limpiadores suaves que no irriten la piel.

Un estudio de 2013 publicado en la Revista indonesia de pediatría y medicina perinatal encontró que una menor frecuencia de cambio diario de pañales desechables se asocia significativamente con una mayor incidencia de IU en los niños.

Además, el tipo de pañal que está usando para su hijo puede aumentar el riesgo de una ITU. Un estudio de 2010 publicado en la Revista iraní de Pediatría encontró que el uso de pañales superabsorbentes podría ser un factor de riesgo para las infecciones urinarias en las niñas.

Pregúntele a su médico sobre el tipo de pañal que puede usar con seguridad para su hijo para reducir el riesgo de infecciones del tracto urinario.

4. Proporcionar entrenamiento adecuado para el inodoro

Tanto la Academia Estadounidense de Pediatría como la Sociedad Canadiense de Pediatría aconsejan comenzar el proceso de entrenamiento para ir al baño cuando el niño tiene 18 meses de edad y sugieren que el niño debe estar interesado en el proceso.

Entonces, una vez que su hijo tenga 18 meses, es hora de entrenar para ir al baño. Durante el entrenamiento para ir al baño, asegúrese de enseñarle a su hijo sobre la buena higiene.

Enséñele a su hijo a limpiar desde adelante hacia atrás, no de atrás hacia adelante. Esto ayudará a evitar que los gérmenes se propaguen desde el recto a la uretra.

Además, enséñele a su hijo a continuar limpiando con papel higiénico fresco hasta que salga limpio. También se les debe enseñar a lavar el inodoro y usar el bidet, si tiene uno.